miércoles, 2 de octubre de 2013

Homemade Soft Pretzels

.

Every year around this time, we wish we lived closer to Germany so we could celebrate the 16-day-long festival of beer, sausage and pretzels that is Oktoberfest.

If you can’t jet off to Germany, we’ve got the next best thing right here. This week, the chefs at Sunset Foods show you how easy it is to whip up a batch of soft and delicious pretzels in your own kitchen. Serve with your favorite mustard and beer, and you’ll be transported across the ocean.

 

This week’s recipe: Homemade Soft Pretzels

What you need:

1 ½ c. warm water (110-115°F)

1 Tbs sugar

2 tsp kosher salt

1 package active dry yeast

4 ½ c. all-purpose flour

2 oz unsalted butter, melted

vegetable oil (for greasing pans)

10 c. water

2/3 c. baking soda

1 large egg yolk beaten with 1 Tbs water

Pretzel salt

 

Why we like it:

Who can resist a warm, soft, salty pretzel? Not us! In fact, our test batch disappeared faster than we could crack open a cold beer. This recipe takes a little time, making it perfect for lazy football Sundays at home. Don’t believe us? Try it yourself this weekend…we’re certain you’ll be hooked!

 

Here’s a look at the mise en place for this recipe:

In addition to our ingredients, you’ll see that the required equipment consists of a stand mixer with a dough hook. If you don’t own one, you can still make the recipe. It will just require a good deal of kneading by hand – and more time.

First combine the warm water and sugar in the bowl of the mixer. Make sure you actually take the temperature of the water and don’t just guess. Like Goldilocks, the yeast needs the water to be “just right” to make this recipe work – too hot and it will kill the yeast; too cold and it will take the yeast a lot longer to come to life.

Sprinkle the yeast on top of the water and sugar and let the bowl stand untouched for at least 5 minutes. The mixture will begin to foam. That is when you know it’s ready for the next step.

Give the mixture a stir with the dough hook, then top with the flour, melted butter, and yeast and mix on low speed until fully combined.

Increase the mixer speed to medium and let the dough hook knead the dough until it is smooth and pulls away from the sides of the bowl – about 4-5 minutes. Remove the dough from the bowl, clean the bowl and then oil it well with vegetable oil. Return the dough to the bowl, cover tightly with plastic wrap and let rest in a draft-free area until the dough has doubled in size – about 50-55 minutes. Now is a great time to catch up on the game!

Is the dough doubled in size? Great! Pre-heat the oven to 350°F and line two baking sheets with parchment paper. Brush the paper lightly with vegetable oil and set aside. (You can also use spray oil if you have it).

Bring the 10 cups of water and baking soda to a rolling boil in a large pot. While waiting for that to boil, you can shape your pretzel dough.

Turn the dough out of the bowl onto a slightly oiled work surface. Using a bench scraper (that’s the fancy tool pictured below) or knife, divide the dough into 8 equal pieces.

Now it’s time to channel your pre-school age self. Remember working with Playdough? How you’d roll the dough into “snakes”? Roll each piece of pretzel dough into a rope – about 24-inches long. Working with one piece of dough at a time, make a U-shape with each rope. Holding the ends of the rope, cross them over each other and press onto the bottom of the U to form the familiar pretzel shape we all know and love, just like so:

Ta da! Once you have repeated the process with all eight pieces of dough, transfer the pretzels to your prepared baking sheets. Once the water comes to a rolling boil, you will place the pretzels, one at a time, into the boiling water for 30 seconds. Remove from the water using a large flat spatula and transfer back to the baking sheet.

Why baking soda and water? We’re glad you asked! In Germany, where the soft pretzel originated, pretzels are traditionally boiled in an alkali solution of water and lye before baking. The alkali solution helps create a nice brown crust on the outside of the pretzel. Here in America, culinary lye can be difficult to come by, so we got creative and developed a solution of baking soda and water that is equally effective in producing the beautiful brown color of the crust that you look for in a good pretzel.

Science lesson over, let’s get back to the cooking, shall we? ☺

 

Brush each pretzel with a little egg wash – the egg yolk and water mixture. Sprinkle with pretzel salt, and bake until dark golden brown in color – about 12-14 minutes.

It will be tough work, but resist the urge to eat one while its piping hot – it would be a shame to burn your mouth after all that effort! Let the pretzels rest for at least 5 minutes on a cooling rack before serving with your favorite mustard and beer. We found this Raspberry Honey Mustard Dipping Sauce and Stone IPA to be particularly delicious accompaniments, but you go with your favorites. You can’t go wrong with homemade pretzels!

Via: SunsetFoods

 

Etiquetas de UNYKA: , ,
Leer más...

lunes, 30 de septiembre de 2013

Fudge de Chocolate

 

fudge-de-chocolate-1.jpg 

 

El fudge de chocolate es un caramelo de consistencia blanda pero firme. Es una receta muy sabrosa que también nos puede servir para otras preparaciones, como por ejemplo brownies. Verás que esta receta es muy sencilla y, una vez que la domines, podrás realizarla sin problemas e incluso incorporar la misma a otras recetas.

 

Para preparar esta receta, sigue los pasos que detallo a continuación y disfruta de un sabrosísimo fudge de chocolate en sólo unos minutos. No dejes de preparar esta receta, estoy segura de que te gustará tanto como a mí.

 

Ingredientes:

  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 2 cucharadas de mantequilla o margarina
  • 1 taza de leche condensada
  • 3 cucharadas de cacao en polvo

fudge-de-chocolate-2.jpg

Preparación:

Para hacer fudge de chocolate, comienza por derretir la mantequilla a fuego bajo dentro de una olla pequeña.

Agrega a la mantequilla derretida el cacao en polvo cernido y mezcla bien.

Incorporar la leche condensada a la preparación y sube el fuego de bajo a moderado.

Mueve la preparación constantemente hasta que espese, agregarle la vainilla y mezcla bien.

 

fudge-de-chocolate-3.jpg iStock/Thinkstock

Si piensas usar la preparación para bañar una torta, entonces, simplemente lo empleas caliente, si lo quieres usar para relleno, espera a que se enfríe y entonces sí aplica a toda la torta.

 

Aquí te paso un pequeño secreto: si a este mismo fudge le agregas una cucharadita de café instantáneo y mezclas, le cambias el sabor a moka.

 

fudge-de-chocolate-4.jpg iStock/Thinkstock

Ahora que sabes cómo hacer fudge de chocolate, emplea esta receta para tortas como torta negra del diablo y, para un día agitado, torta de chocolate en 20 minutos.

 

Via: http://elgranchef.imujer.com/2007/10/30/fudge-de-chocolate

 

Etiquetas de UNYKA: ,
Leer más...

Flan Simple para Microondas

 

flan-simple-para-microondas-1.jpg iStock/Thinkstock

El microondas se merece mejor trato, seguro está harto de ser postergado y destinado a tareas tontas como calentar, recalentar, descongelar, ¡basta! El microondas quiere más protagonismo, está cansado de siempre lo mismo. Para darle una alegría al pobre, hoy te contamos cómo hacer flan simple para microondas.

Intenta un delicioso postre con la receta que te mostramos en esta oportunidad, es sencilla y muy sabrosa. El flan siempre le gusta a todos, así que puedes hacer flan para la familia y siempre será un éxito, no pierdas la oportunidad de aprender esta receta.

 

Ingredientes:

Para el caramelo
  • 150 gr azúcar
  • 7 cdas agua
Para el flan
  • 750 cc leche
  • 1 cdita esencia de vainilla
  • 7 huevos
  • 180 gr azúcar

Preparación:

Para hacer flan en el microondas, comienza por el caramelo.

Primero coloca el azúcar en una flanera apta para cocina de microondas, humedece la misma con el agua y mezcla bien. Cocina aproximadamente 6 minutos en máximo o hasta que tome un color rojizo intenso.

 

flan-simple-para-microondas-2.jpg Hemera/Thinkstock

Mueve el molde hacia todos lados para distribuir bien el caramelo por las paredes del molde y déjalo secar.

Ahora sí, hagamos el flan. Pon la leche en un recipiente y cocina por 3 minutos en máximo. Retira y perfuma con esencia de vainilla.

 

Coloca ahora en un recipiente los huevos junto con el azúcar y mezcla todo sin batir. Agrega la leche templada a los huevos y mezcla hasta integrar.

 

flan-simple-para-microondas-3.jpg iStock/Thinkstock

Pasa la preparación por un tamiz para retirar los posibles grumos y obtener una preparación lisa.

Vierte la preparación en la flanera acaramelada. Cubre el recipiente con papel adherente y lleva a la cocina de microondas por 20 minutos en hervir lento.

 

flan-simple-para-microondas-4.jpg iStock/Thinkstock

 

¿Qué te ha parecido esta receta de flan simple para microondas? No dejes de contarnos cómo te queda. Otras recetas de postres que puedes intentar son postre de vainilla rápido y fácil y también postre express de chocolate

 

Via: http://elgranchef.imujer.com/2008/09/08/flan-simple-para-microondas

 

Etiquetas de UNYKA: ,
Leer más...

Doce Recetas con Setas Shiitake

 

Les copio aqui la serie de recetas de Shiitake que publico una de las mejores webs gastronomicas en español: Gastronomia y Cia. Visitenla ya que encontraran todo tipo de informacion, tips, recetas, concejos y sobre todo esta siempre actualizada con todas las noticias del rubro!  Gastronomia y Cia

 

Entrantes

 

Doce recetas con setas shiitake

Doce recetas con setas shiitake, una seta originaria de Japón, China y Corea que encontramos fácilmente en nuestro país, tanto fresca como seca, congelada o en conserva. Recetas de arroces, pasta, tortillas, verduras, sopas… es una seta muy versátil, además resulta muy sabrosa y ofrece una textura muy especial.

  • Recetas con shiitake

    La seta shiitake (Lentinula edodes) es originaria de Asia (Japón, China y Corea), pero desde hace muchos años está introducida en nuestro país, tanto en fresco como en otras preparaciones, hay shiitake secas, en conserva, congeladas… Se trata de una variedad muy apreciada por las propiedades medicinales que se le otorgan y por resultar exquisitas en distintas elaboraciones culinarias. Hoy es el ingrediente protagonista del recetario dominical, hemos reunido Doce recetas con setas shiitake para que las incluyáis en platos variados de vuestro menú semanal.

     

    Son recetas fáciles de elaborar para cualquier día de la semana, como buena parte del surtido de setas que nos ofrece la naturaleza (y los cultivos), las setas shiitake son un buen ingrediente para elaborar recetas de arroz, distintos tipos de pasta, para acompañar verduras, carnes o pescados, para hacer tortillas originales…


    A continuación podréis acceder a cada una de las doce recetas con shiitake que hemos seleccionado y que podéis ver en la foto superior. Identificaréis cada foto con su receta siguiendo el orden habitual, de izquierda a derecha y de arriba a abajo. Como siempre, esperamos que estas recetas con setas sean de vuestro agrado y cuando las probéis, aportéis vuestra opinión.

     

    Hojaldre de setas y mermelada de cebolla: Elige un buen hojaldre, prepara una mermelada de cebolla al gusto, hay varias opciones, algo de queso y las setas, en pocos minutos puedes preparar esta exquisita coca de crujiente hojaldre.

     

    Tallarines de sepia con shiitake y parmesano: Un aperitivo muy sencillo de mar y montaña, tan sabroso que fácilmente se convierte en un plato principal, prueba la combinación de ingredientes y disfruta.

     

    Ajoblanco con shiitake: Seguramente os sorprenderá combinar unas setas shiitake con un ajoblanco, pero el juego de sabores, texturas y temperaturas funciona muy bien.

     

    Arroz con setas y langostinos: En esta receta utilizamos una mezcla de setas congeladas, siempre tenemos alguna bolsa en el congelador, se conservan muy bien y son capaces de hacer maravillas con un sencillo arroz.

     

    Arroz con shiitake y cordón de cerdo ibérico: Recomendamos hacer esta receta de arroz cuando tengas invitados o una comida especial, es un plato que los comensales van a celebrar.

     

    Arroz con calamares, shiitake y falsa vieira: Para hacer este plato nos inspiramos en la receta que compartió el cocinero Koldo Rodero en un congreso, es diferente, seguro que consigues sorprender a tus comensales.

     

    Lasaña de arroz socarrat con shiitake y trufa negra: Los amantes del socarrat que sale de los arroces elaborados en paella, disfrutamos de elaboraciones como esta, en la que un sabroso arroz se tuesta en la plancha o sartén, además está muy bien acompañado con setas shiitake, trufa negra…

     

    Tortilla de cuscús con setas y jamón: Los italianos aprovechan la pasta para hacer la frittata, ¿por qué no aprovechar el cuscús?, una deliciosa receta de aprovechamiento, aunque es fácil que una vez que se pruebe, se elabore el cuscús con esta finalidad.

     

    Brócoli con shiitake: Un entrante muy saludable y nutritivo, una exquisita forma de disfrutar del brócoli y las setas, con un poco de sésamo, jengibre, soja…

     

    Tallarines con shiitake y coco: Para este plato de pasta hay que preparar unas setas salteadas con jengibre, guindilla y ajos tiernos, y convertirlas en una salsa añadiendo leche de coco. Para chuparse los dedos.

     

    Espaguetis negros con shiitake, langostinos y salsa de jengibre: Otra receta de pasta con langostinos y setas shiitake, con una cremosa salsa que además es ligera y fácil de elaborar.

     

    Atún con praliné de sésamo y piombi de miso rojo: El piombi es un tipo de pasta en forma de bolitas que tiene una textura muy agradable, el sabor se aporta con ingredientes como el miso, el ajo, el jengibre, las setas… Es una exquisita base para acompañar a un sabroso atún.

     

    ¡¡Feliz Semana!!

     

    Via: Gastronomia y Cia

     

    Etiquetas de UNYKA: , , ,
    Leer más...

    martes, 24 de septiembre de 2013

    Panecillos de leche – Pan de Leche

     

    red facilisimo thermomicocina ▼

     

    Mañana comienza el año. Y es que para mi el año no empieza el 1 de enero, sino con la "vuelta al cole" y mañana ese momento llegó. Me parece que lo más apropiado para darle la bienvenida y desear buena suerte a todos (Alumnos, profesores y padres) qué mejor que comenzar con los panecillos que servirán para los bocatas de media mañana.

    Una vez más de leche y de mi autor favorito, Xavier Barriga y su libro Pan.

    Panecillos de leche

    * Necesitamos:
    - 500 gr de harina de media fuerza
    - 12 gr de sal
    - 40 gr de azúcar
    - 25 gr de leche en polvo
    - 20 gr de miel
    - 1 huevo
    - 250 gr de leche fresca
    - 50 gr de mantequilla
    - 25 gr de levadura fresca
    - 1 huevo para pintar

     

    Panecillos de leche

    * Preparación:
    1.- Tradicional:
    - Partimos la mantequilla en trozos pequeños, la dejamos a temperatura ambiente durante 30 minutos.
    - Ponemos todos los ingredientes de la masa excepto la leche y la levadura, en un cuenco, mezclamos bien y vamos añadiendo la leche poco a poco, a medida que la masa se va quedando seca.
    - Al final añadimos la levadura, debe quedarnos una masa firme pero lisa y bonita.
    - Cortamos porciones iguales de 80 gr y las dejamos reposar 30 minutos tapadas con un paño húmedo.
    - Formamos barritas sin punta, las ponemos en la bandeja del horno, las pintamos de huevo ligeramente batido y mezclado con un poquito de sal.
    - Damos unos cortes profundos con un cúter y las dejamos doblar su volumen en un lugar cálido en la cocina durante unas dos horas.
    - Precalentamos el horno a 250º generando vapor.
    - Cuando los panecillos hayan doblado su volumen, los pintamos otra vez con huevo y los horneamos a 230º durante unos 12 minutos.

     

    Panecillos de leche

    2.-  Thermomix:
    - Ponemos en el vaso el azúcar, la leche en polvo, la miel, el huevo, la mantequilla a temperatura ambiente, la levadura y la leche fresca, mezclamos 30 seg., vel. 5
    - Añadimos la harina y la sal, mezclamos 15 seg., vel. 5 y después amasamos 3 min., vaso cerrado, vel. espiga.
    - Cortamos porciones iguales de 80 gr y las dejamos reposar 30 minutos tapadas con un paño húmedo.
    - Formamos barritas sin punta, las ponemos en la bandeja del horno, las pintamos de huevo ligeramente batido y mezclado con un poquito de sal.
    - Damos unos cortes profundos con un cúter y las dejamos doblar su volumen en un lugar cálido en la cocina durante unas dos horas.
    - Precalentamos el horno a 250º generando vapor.
    - Cuando los panecillos hayan doblado su volumen, los pintamos otra vez con huevo y los horneamos a 230º durante unos 12 minutos.

     

    Fuente: http://www.olorahierbabuena.com/

    URL: Olor a Hierba Buena

    Ver el blog de thermomicocina

     

     

    Etiquetas de UNYKA: , , ,
    Leer más...

    Panecillos de pan blanco con poolish de yogur

    Via: red facilisimo - thermomicocina ▼

     

    Con el comienzo del curso, los panecillos y las magdalenas comienzan a viajar. Es lo que nos toca durante los próximos meses. Estos en concreto han gustado muchísimo, para tener en cuenta.

     

    Corteza dorada pero a la vez suave, blandita, la miga esponjosa a más no poder.

    Además al no llevar nada de mantequilla mucho más sanos pero no por ello aguantan menos.

    ¡Una vez más de mi adorado Xavier Barriga!

    Panecillos de pan blanco con poolish de yogur

    * Necesitamos:
    Para el poolish de yogur:
    - 100 gr de harina de fuerza
    - 100 gr de yogur natural
    - 5 gr de levadura fresca
    - 60 gr de agua


    Para los panecillos:
    - 500 gr de harina panificable
    - 10 gr de sal
    - 225 gr de agua
    - 5 gr de levadura fresca
    - 200 gr de poolish de yogur

    Fuente: PAN de Xavier Barriga

    Panecillos de pan blanco con poolish de yogur

    * Preparación:
    Del poolish:
    - Mezclamos la levadura con el agua, hasta que esté bien disuelta.
    - Añadimos el yogur y mezclamos.
    - Agregamos la harina, mezclamos hasta que tengamos una mezcla cremosa y sin grumos.
    - Tapamos el recipiente con un paño húmedo y lo dejamos fermentar durante 3 horas a temperatura ambiente o en el frigorífico hasta el día siguiente.

     

    Panecillos de pan blanco con poolish de yogur

    De los panecillos:

    - Amasamos los ingredientes e incorporamos el poolish de yogur directamente de la nevera.

    Agregamos la levadura al final del amasado.

    - Dejamos reposar durante 15 minutos tapada.

    - Cortamos piezas de unos 30 gr y formamos con ellas unas bolitas redondas y lisas.

    - Las vamos colocando en una bandeja de horno, dejamos una separación entre ellas porque al fermentar aumentan de volumen.

    - Tapamos las bolitas con un paño húmedo y las dejamos fermentar durante 90 minutos en el lugar más cálido de la cocina.

    - Precalentamos el horno a 250º y ponemos en su interior una pequeña olla con paños mojados para generar vapor.

    - Antes de hornear los panecillos, les hacemos un corte con las tijeras ligeramente inclinadas y los mojamos sin miedo con un pulverizador de agua, así quedarán blanditos por fuera.

    Cocemos el pan durante unos 12 minutos o hasta que se adquieran un ligero y bonito color dorado.

     

    Panecillos de pan blanco con poolish de yogur

    Fuente: http://www.olorahierbabuena.com/

    URL: http://www.olorahierbabuena.com/2013/09/panecillos-de-pan-blanco-con-poolish-de.html

     

    Via: red facilisimo - thermomicocina ▼

     

    Etiquetas de UNYKA: , ,

    Leer más...

    domingo, 22 de septiembre de 2013

    Rape en salsa de nueces

    Recetas de pescado y marisco

     

    • 4 personas
    • Preparación Fácil
    • 3,7 euros/persona
    • Tiempo de preparación: 60 minutos

    Rape en salsa de nueces

    Ingredientes

    • 2 lomos de un rape mediano (aprox. 1,2 Kilo)
    • 4 puerros grandes
    • 2 cebolla grande
    • 3 dientes de ajo
    • 75 gr. de nueces de California
    • 1 k. de mejillones gallegos
    • 100 ml de aceite de oliva virgen extra
    • 1 l. del caldo de cocer los restos del rape (espinas y cabeza)
    • Sal y pimienta negra (al gusto)
    • Cebollino fresco para decorar

    Esta semana publicaré una serie de recetas de pescado que ayudan a promover un estilo de vida cardiosaludable, si completamos el comer bien con realizar actividad física, tendremos una larga vida, ¡seguro!. El objetivo principal de estas recetas es apoyar la novena edición de la campaña Menús con Corazón, organizada conjuntamente por Nueces de California y la Fundación Española del Corazón.  Las enfermedades del corazón siguen siendo la principal causa de muerte en España y prevenir sus factores de riesgo, como el sobrepeso o el sedentarismo, se mantiene como una prioridad para los profesionales de la salud y marcas socialmente responsables como Nueces de California.

    Elegí para la primera de las recetas, un rape feo como un demonio pero se lo perdonamos porque está delicioso, la receta, lomos de rape a la plancha acompañado con unos mejillones gallegos y una salsa de nueces ligera. Un plato estupendo tanto para una mesa de diario como para servir en celebraciones, fiestas de Navidad o eventos especiales, un plato de gran calidad a pesar de su sencillez.

    Por su aspecto, cabeza y boca grande, el rape (Lophius piscatorius) recibe el nombre de pez sapo, peixe sapo (en Galicia), dambolín sapo o sapo tambor (en euskera), pejesapo o pixín (en Asturias). Sin duda es uno de los pescados más feos de entre los que figuran en la cesta de la compra, pero con su cabeza monstruosa podemos hacer un caldo insuperable que complementa sus carnes. Es habitual prepararlo en caldereta, en tartar, en brocheta, en forma de sopa, como parte de un arroz caldoso e incluso en ensaladas, existen cientos de platos que podemos cocinar con este pescado.

    Para esta receta prepararemos un caldo con la cabeza, la piel gelatinosa, los recortes del lomo y sus huesos. Y con este preciado líquido haremos una salsa de nueces ligera que le dará al plato el máximo de sabor sin quitarle al pescado el protagonismo que se merece. También usaremos la cola, que es la parte de más calidad y la más apreciada del rape, donde se encuentra casi toda su carne. Tiene un agradable sabor a marisco, con una textura muy peculiar, compacta y especialmente sabrosa. En las pescaderías lo encontramos normalmente sin espinas, por lo que el rape es muy fácil de comer, siendo el plato ideal para aquellas personas que no están acostumbradas a comer pescado y especialmente para los niños. Se trata además de un alimento con un contenido de grasa de 2 gramos por cada 100 gramos de porción comestible, que contiene proteínas de alto valor biológico, rico en vitamina B9, potasio, fósforo, magnesio y hierro. Espero que os animéis a prepararlo.

    Preparación de los mejillones
    1. Lavamos muy bien los mejillones en agua fría y quitamos todas las impurezas que vengan en la bolsa. Ponemos un chorrito de aceite de oliva virgen extra en la cazuela, añadimos una hoja de laurel y a continuación los mejillones. Los removemos bien con una cuchara de madera durante medio minuto a fuego alto y añadimos la mitad de un vaso de agua.
    2. Lo dejamos cociendo 1 minuto a temperatura fuerte y en cuanto estén todos abiertos los retiramos con una espumadera. Dejamos enfriar y reservamos en un plato. El agua de la cocción no la vamos a tirar, la colamos y dejamos en un cazo pequeño que incorporaremos al caldo de rape cuando esté preparado.
    Preparación del caldo y de la salsa de nueces
    1. Elegimos una cazuela grande donde echamos la cabeza y las espinas centrales del pescado. Añadimos unos 2 litros de agua y llevamos a ebullición. Cuando veamos los primeros borbotones, bajamos a fuego bajo, salamos al gusto y cocinamos durante 30 minutos (como mínimo).
    2. No vamos a pasarnos de tiempo de cocción ya que si se deshacen las espinas pueden aportar mal sabor al fumet. De vez en cuando vamos quitando la espuma que se va formando en la superficie. Colamos y reservamos para la salsa.
    3. Para acompañar este rape elegí una salsa muy suave, con mucho puerro y cebolla, no es la típica con nata ni harina de maíz o trigo para espesar. Troceamos la cebolla y los puerros muy picaditos, lo más fino posible pues queremos que casi no se noten al final de la preparación de la salsa. Pochamos todo en una sartén grande con 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra durante unos 15 minutos a fuego medio-bajo. Salpimentamos al gusto.
    4. Pelamos las nueces y reservamos unas 8 para decorar el plato al final. El resto las pasamos por el vaso triturador de la batidora hasta dejarlas casi como si fuese harina, lo más finas posible.
    5. Añadimos el caldo de rape, el caldo de los mejillones y las nueces picadas a la sartén con el puerro y la cebolla. Mezclamos todo muy bien y dejamos reducir 5 minutos. Para espesar esta salsa basta reducir el caldo de pescado, sin añadir harina, dejando que se ablanden mucho las verduras y ayudándola con dos cucharaditas de nueces muy picadas. Así conseguimos una salsa suave, sin exceso de grasas o calorías.
    6. En un vaso de batidora trituramos hasta que quede todo bien mezclado, nos tiene que quedar como si fuera una bechamel, con una textura un poco más suave, tipo salsa. Si es preciso añadimos un poquito más de caldo y si nos queda muy líquida, un poquito más de nueces. Reservamos para el montaje final.
    Montaje final
    1. Limpiamos el lomo de rape quitando telillas que quedan pegadas a la carne. Cortamos en rodajas un poco gruesas, recordad que este pescado suelta mucha agua y queremos que nos queden dos porciones majas. Salpimentamos y preparamos para hacer a la plancha.
    2. Pelamos los dos dientes de ajo y los echamos a una sartén con una gotas de aceite de oliva virgen extra. Cuando la sartén esté muy caliente, a tope de temperatura, añadimos el rape. En dos minutos lo tendremos preparado y listo para servir.
    3. Picamos muy finos el cebollino y las nueces que emplearemos para decorar.
    4. En una fuente o plato grande colocamos en la base un poco de salsa de nueces, encima los trozos de rape y por encima espolvoreamos con el cebollino, las nueces y unas escamas de sal, también adornamos con unos mejillones. El resto de la salsa la puedes servir en una salsera, está deliciosa. ¡A la mesa!

    Perfecta para personas que sufren colesterol, osteoporosis y/o diabetes. Apta para celiacos pues no contiene gluten

     

    Via: Recetas de Rechupete – Nota

     

    Etiquetas de UNYKA: , ,
    Leer más...

    viernes, 20 de septiembre de 2013

    Receta de Pan de azúcar

     

    Receta de pan de azúcar, una receta de pan casero que a diferencia de lo que pueda parecer, es poco dulce. Ideal para desayunos y meriendas, es un pan tipo brioche enriquecido con aceite de oliva virgen extra en lugar de utilizar mantequilla, merece la pena el cambio.

     

    Pan de azúcar tipo brioche

    Hoy nos hemos levantado con ganas de hornear pan (más ganas, si caben) y queríamos algo rico para el desayuno y la merienda. Sabíamos que Sonia, la autora del blog L’Exquisit, tendría alguna propuesta que nos agradara, que resultara fácil y rápido de preparar, y así ha sido como hemos preparado esta receta de Pan de azúcar.

     

    Claro, que cuando hemos visto los ingredientes hemos pensado que con esas cantidades íbamos a tener para comer una vez, y ya puestos… ¿por qué no hacer el doble?, así que este pan de azúcar ha sido nuestra merienda de hoy y será nuestro desayuno mañana, y no quedará para mucho más.


    Cabe destacar que aunque se llama Pan de azúcar no es un pan muy dulce, es como un pan de brioche (con aceite de oliva virgen extra en lugar de mantequilla), la masa lleva muy poco azúcar en relación al resto de ingredientes, lo que más lo endulza es el azúcar que se pone en la superficie antes de hornearlo. Es un pan ideal para combinar con dulces como la mermelada, la crema de cacao… o con alimentos salados, como el jamón o el queso, entre otros. Tomad nota de la receta, veréis que éxito.

     

    Ingredientes

    500 gramos de harina de panadería,

    15 gramos de levadura fresca,

    50 gramos de azúcar,

    2 huevos (M),

    35 gramos de aceite de oliva virgen extra,

    250 gramos de leche,

    azúcar para el glaseado o cobertura.

     

    Elaboración

    Pon en el recipiente de la amasadora los ingredientes secos, la harina, el azúcar, la sal y la levadura, que puedes disolver frotándola contra la harina o en un poco de leche tibia. Mezcla bien. Si haces la masa a mano, pon la harina en forma de volcán mezclada con el resto de ingredientes secos.

     

    Incorpora los huevos ligeramente batidos, el aceite y la leche, empieza a mezclar o a amasar, con amasadora durante seis minutos aproximadamente, si amasas a mano, hasta obtener una masa homogénea, fina, elástica y algo pegajosa. Entonces forma una bola y ponla en un bol amplio espolvoreado con un poco de harina, y cubre con un paño (o con un gorro de ducha, ¿ya conocéis el truco?). Deja reposar a temperatura ambiente durante una hora, o hasta que haya doblado su volumen.

     

    Pasado ese tiempo es momento de formar los panes, hemos hecho los dos formatos de la receta en la que nos hemos inspirado, una trenza y pequeños bollitos para lo que hemos utilizado los vasos de silicona. Los bollitos los hemos elaborado con 60 gramos de masa cada uno, y con el resto hemos hecho la trenza.

    Pan de azúcar tipo brioche

    Puedes darle la forma que prefieras, si haces la trenza, empieza amasándola para desgasificarla (puedes untarte las manos con aceite de oliva virgen extra o añadir un poco de harina a la mesa de trabajo, pero sólo un poco, para que la masa no se pegue). Divide la masa en dos porciones iguales y estírala como si fueras a hacer baguettes muy finas. En realidad no es una trenza porque utilizamos sólo dos porciones, así es muy fácil de enrollar. Una vez que tengas la trenza hecha, colócala en la bandeja del horno cubierta con papel vegetal o teflón. Cúbrela con un paño y deja levar una hora a temperatura ambiente.

     

    Si quieres hacer bollitos en moldes tipo flanera, si no son de silicona prepáralos como el molde para bizcocho. Divide la masa en porciones del mismo tamaño y forma bolas. Colócalas en los vasitos, cúbrelos y deja levar a temperatura ambiente hasta que hayan doblado su volumen.

     

    Precalienta el horno a 180º C con calor arriba y abajo. Antes de introducir los panes en el horno, pulverízalos con agua y espolvorea un poco de azúcar, vuelve a pulverizar agua y añade azúcar generosamente. También puedes mezclar el azúcar (unos 50 gramos) con unas gotas de agua, y repartirlos sobre los panes.

    Hornea durante 20-25 minutos, hasta que veas que han subido más en el horno y se han dorado. Cuando retires este pan tipo brioche del horno, pásalo a una rejilla para que se enfríe. ¡Buen provecho!

     

    Pan de azúcar tipo briochePan de azúcar tipo briochePan de azúcar tipo briochePan de azúcar tipo briochePan de azúcar tipo briochePan de azúcar tipo brioche

    Abreviaturas
    c/s = Cuchara sopera
    c/p = Cuchara de postre
    c/c = Cuchara de café
    c/n = Cantidad necesaria

     

    Temas:  brioches, pan casero, pan de leche

     

    Via Gastronomia y Cia – Uno de los mejores sitios para aprender cada dia cosas nuevas!

     

    Etiquetas de UNYKA: , ,
    Leer más...

    jueves, 19 de septiembre de 2013

    Tutorial: galletas decoradas con moldes de silicona

    Les copio aqui un tutorial de una de las mejores webs de reposteria en castellano!: Postreadiccion

     

     

    Hace ya mucho que prometí un tutorial de estas galletas:

    El día no me da para todo lo que me gustaría (supongo que como a la mayoría de vosotras) pero... ¡por fin lo hice! aproveché que la revista digital "Sweet Magazine" me pidió una colaboración para prepararlo. Vamos a ello:

    1. Preparamos las galletas (chiquitinas) y glaseamos algunas de ellas. Al ser un forma regular (un círculo) y no llegar hasta el mismo borde de la galleta, podemos utilizar sólo glaseado de relleno (no hace falta delinear). Dejamos secar unas horas (mejor si es de un día para otro, sobre todo en climas húmedos).

    2.- Preparamos todo lo necesario: fondant marrón y fucsia (el mejor para esto es de la marca "Funcakes"), sprinkles (en este caso non-pareils de colores), perlas comestibles rosas, mantequilla a temperatura ambiente, agua, un cuchillo afilado, un pincel (que no hayamos usado nunca con productos no comestibles) y este molde de silicona.

     

    3.- Amasamos el fondant marrón y lo colocamos en la parte superior o inferior de una de las formas. Estiramos asegurándonos de que cubra toda la superficie superior o inferior.

    Amasamos el fondant rosa, untamos con el pincel un poco de agua en la parte del fondant marrón que estará en contacto con el fondant rosa (para que se peguen) y colocamos el fondant rosa, estirando. Si lo superponemos un poco al fondant marrón, conseguiremos que se peguen aún mejor.

    Pasamos el cuchillo horizontalmente para rebanar el fondant sobrante. Desde el centro hacia un lado y luego desde el centro hacia el otro lado. Con los dedos dejamos los bordes bien limpios, arrastrando un poco el fondant hacia dentro.

     

    4.- Si lo vamos a pegar sobre glaseado seco: pincelamos con un poco de agua el reverso del cupcake de fondant y lo colocamos sobre el glaseado seco.

    Para ponerle la perla rosa: apretamos con el extremo trasero del pincel sobre el fondant para hacer un pequeño hueco, ponemos un poquito de agua con el pincel en ese hueco y colocamos la perla.

     

    5.- Si lo vamos a pegar sobre la galleta: untamos el reverso del cupcake de fondant con mantequilla a temperatura ambiente (lo mejor es hacerlo con el dedo) y lo colocamos sobre la galleta.

     

    6.- Para pegar non-pareils al cupcake de fondant: pincelamos con un poco de agua la parte superior del cupcake y luego lo ponemos en el cuenco de los non-pareils.

    ¡Espero que os resulte de utilidad!

     

    Via: Postreadiccion – Tutorial

     

    Etiquetas de UNYKA: , ,
    Leer más...

    Oreo Marshmallows

    Via: raspberri cupcakes: Oreo Marshmallows

     

    oreo_marshmallows

    Marshmallows are a curious sweet treat for me. When I was younger I wasn't crazy about them, I loved to heat them up in the microwave and watch them expand, but I never ate them straight out of the packet that much. But ever since Sweetness The Patisserie opened up near me I found out how good handmade marshmallows could be. It was a revelation, and I have been making my own marshmallows ever since. I only ever use store-bought ones when I need to use marshmallows as part of another recipe and I'm too lazy to whip up my own.

    oreo_marshmallows-6
      
    Now that I have a KitchenAid, marshmallows are a so quick and easy to make and the mixer does all the work to make them super fluffy. All I have to do is stand back and watch the magic happen. It's been a while since I made a batch of marshmallows, I've been waiting to come up with a fun new flavour and I finally came up with Oreo Marshmallows. These Cookies & Cream flavoured marshmallows are made up of three layers; two chocolate layers with a vanilla layer in the middle and they're rolled in Oreo cookie crumbs, rather than dusting them with snow sugar.
    oreo_marshmallows-8
    I was undecided about the best way to present these marshmallows. Originally I was just going to cover marshmallows all over with cookie crumb, but the three different layers of marshmallows were so pretty it seemed like a shame it cover it up! So I did half the marshmallows completely covered in crumbs and only crumbed the top and bottom of the other half so you can still see the layers. Obviously covering the whole surface of the marshmallow is more practical if you're going to put them in to bags and then people get a nice surprise when they bite into the marshmallow and see the layers, but if you're serving them on a plate then just covering the ends will work. It's entirely up to you which way you cover them.

    oreo_marshmallows-3

    I was really happy with how the recipe turned out. I used my usual marshmallow recipe which I love since it uses glucose syrup instead of corn syrup and uses powdered gelatine instead of leaves. I just added some rich dark cocoa powder to the two chocolate layers expecting the cocoa to only lightly tint the marshmallow, but was pleasantly surprise to see the colour seemed to darken overnight, giving it great contrast against the white vanilla layer in the middle. I love the lovely crunchy outside that the layer of crumbs give the marshmallows, as well as giving it a slight dark bitter chocolate flavour. It's definitely an interesting twist on a normal marshmallow.

    oreo_marshmallows-7

    Marshmallow making is definitely a lot easier when you have a stand mixer; there's a lot of whisking involved and pouring hot sugar syrup at the same time that can be tricky. I have made it before with a handmixer, but it's hard work and I would definitely recommend you make it with the help of someone else in the kitchen. But trust me, it's worth all the effort to make your own marshmallows and you'll never want to eat store-bought marshmallows again. P.S. these particular ones go great with a glass of milk or hot chocolate.

    Linkoreo_marshmallows-2

    Oreo (Cookies & Cream) Marshmallows
    (adapted from this recipe, makes about 40 marshmallows)
    3 x 250g (about 1 cup) caster sugar
    3 x 2 tsp liquid glucose (usually available in baking aisle at supermarket, you could probably replace with light corn syrup if you can't get this)
    3 x 1 tbsp gelatine powder
    3 x 1 large egg white
    2 x 1 tbsp unsweetened cocoa powder (preferably Dutch process)
    2 tsp vanilla extract
    Vegetable oil (or melted butter)
    1 packet Oreo biscuits

    This recipe requires making three layers of separate marshmallow, one chocolate layer, then vanilla and then another chocolate layer. Note: if you want to simplify things, you can just make the whole thing just vanilla (or just chocolate) marshmallow and do the entire thing in one go (though your mixing bowl may not have the capacity for this, so you may need to use 2/3 the ingredients). Grease and line the base and sides with baking paper in a 24x32cm lamington tray, or two 20cm square cake tins. Prepare one of the chocolate layers first - place 250g caster sugar, 2 tsp glucose and 100ml water in a small saucepan. Place on low heat and stir until the sugar has dissolved. Place 100ml cold water in a small bowl and sprinkle 1 tbsp gelatine powder over it and set aside to soften. Increase heat on saucepan to medium-high and insert a sugar thermometer. Boil for 3-5 minutes, until sugar thermometer reaches 120°C (250°F). Remove from the heat and carefully add gelatine to mixture and whisk until gelatine dissolves and no lumps remain (if you are worried about this step you can heat the bowl of gelatine over a pot of simmering water first to make it smoother).

    oreo_marshmallows-16

    Place egg white in a large mixing bowl and start beating with an electric mixer with a whisk attachment on high speed. Gradually add hot sugar syrup to the egg white while mixing, if you are using a hand mixer you should beat your egg whites to a stiff peak before you start adding the syrup, but it works fine to add it as soon as you start beating the egg in a stand mixer. Beat until mixture is glossy and white, about 5 minutes on a stand mixer and closer to 10 with a hand mixer. Sift in 1 tbsp cocoa powder and beat again until combined. Before mixture starts to cool too much, pour mixture into prepared tin and use a spatula to quickly smooth top. Try to keep it as smooth as possible so you have nice, neat layers. Repeat process for second and third layer, replacing the cocoa with vanilla extract for the second layer. Leave to set at room temperature overnight. Remove filling from Oreo cookies, I used a knife to scrape it off. Place in a food processor and pulse or smash in a ziplock bag to a fine crumb. Using a round 3-4 cm cutter to cut out marshmallows, or cut into squares. I found it was best to lightly grease the cutter with some vegetable oil before cutting each marshmallow, cutting with a twisting motion. Roll marshmallows in cookie crumbs, or just dip each end in the crumbs depending on how you prefer to present them. Place on a piece of baking paper to dry for at least a few hours, then store in an airtight container. Best eaten within two days.

    oreo_marshmallows-
    Etiquetas de UNYKA: , ,


    Leer más...
    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

    Rincones Unicos!

    Aquí donde estoy...